Ojalá se te acabe la sonrisa perfecta.

| |

Cómo te gusta desgarrarme. Ahora, de nuevo estoy en el pozo en el cual caí el viernes. Pero al final, no cooperaste como yo creí, sólo me diste el golpe de gracia. No tengo ni quiero tener palabras para describir cómo estoy hoy. Ahora no tengo ni la más remota motivación para verte la cara en el fin de semana entrante.



Ojalá se te acabe la mirada constante, la palabra precisa, la sonrisa perfecta. Ojalá pase algo que te borre de pronto: una luz cegadora, un disparo de nieve. Ojalá por lo menos que me lleve la muerte, para no verte tanto, para no verte siempre en todos los segundos, en todas las visiones; ojalá que no pueda tocarte ni en canciones.

1 comentarios:

horror show dijo...

ouch :/

Publicar un comentario

.